tratamientos

Terapia Manual

¿QUÉ ES LA Terapia Manual?

Las técnicas de Terapia Manual son ténicas específicas para el tratamiento del dolor y otros síntomas de disfunción neuro-músculo-esquelética de la columna vertebral y de las extremidades, que se caracterizan por ser aplicadas manualmente y/o de forma instrumental.

Las terapias manuales se están convirtiendo en un eje fundamental en el tratamiento de un gran espectro de lesiones y patologías. E incluso en método de prevención de lesiones, evitar sobrecargas musculares y empeoramiento derivado de la tensión y el estrés que llenan las consultas por nuestros hábitos de vida.

Las técnicas de Terapia Manual tienen como principales objetivos recuperar el movimiento cuando las articulaciones presentan una restricción en el mismo, aliviar el dolor articular, muscular,…,y de forma inmediata mejorar la funcionalidad del individuo.

La gran cantidad de técnicas y maniobras que un fisioterapeuta puede ejecutar, lo convierte en un gran arsenal para tratar un gran espectro de problemas esqueleto-muscular. Desde lo más graves como puede ser un contractura tensional a traumatismos severos, mucho más importantes.

Algunas de estas técnicas son:

  • TERAPIA MANUAL ARTICULAR: técnicas de baja velocidad, de alta velocidad, técnicas articulatorias según el Concepto Maitland, Método McKenzie, Sohier, Método McConnell,…
  • TERAPIA MANUAL MIOFASCIAL: inhibición por tensión mantenida, masaje con movimiento activo, técnicas de deslizamiento transversal/longitudinal miofascial, deslizamientos con carga neural, Fibrolisis Diacutánea,…
  • TERAPIA MANUAL NEURAL: como las técnicas de neurodinamia, movilización y estiramiento de troncos nerviosos periféricos, de pares craneales,…
  • TERAPIA MANUAL VISCERAL: técnicas de masaje, presión,…sobre los diferentes órganos y vísceras para mejorar el funcionamiento de éstos y aliviar los dolores irradiados provocados por dichas estructuras.

Es por ello que cada día es mayor la aceptación de las clínicas de fisioterapia, y convirtiéndose en un imprescindible en muchas personas. No solo para aliviar, rehabilitar o recuperarse de una lesión. Sino de prevenirla.

Con el auge que está teniendo el fitness, el deporte al aire libre, la preocupación por la comida sana, son muchos los deportistas amateur que no faltan mensualmente a su cita de mantenimiento con su terapeuta.